industria agroalimentaria

Ricardo Leal (Corporación Empresarial de Extremadura): “La industria alimentaria y las energías renovables son sectores prioritarios para Extremadura”

Posted on

10 RICARDO LEAL

Entrevista con
Ricardo Leal
Presidente de la Corporación Empresarial de Extremadura (CEX)

Ricardo Leal es el presidente del mayor grupo empresarial de Extremadura, Cristian Lay (CL), con presencia en sectores de consumo, energías e industria, y presencia en 22 países. También preside la CEX, fundada en 1992, y en cuyo accionariado figuran grandes empresas y entidades españolas y extremeñas.

En el tiempo que lleva como presidente de la CEX y por vuestra gran experiencia empresarial ¿cómo se ve Extremadura para invertir?

Hay una buena percepción de Extremadura y se ve como una tierra de oportunidades y con mucho potencial. La estabilidad que se intenta dar desde hace muchos años desde las instituciones, tanto como el acompañamiento en la implantación, son muy bien recibidos. Deberíamos seguir apostando por la formación de nuestros ciudadanos, tanto en los más jóvenes como en los que ya vamos teniendo una edad, y tenemos que reciclarnos. Y necesitamos mejorar enormemente nuestra red de comunicaciones, en todos los sentidos. En un mundo global, tenemos que estar conectados tanto personas, como mercancías, como la información, a una velocidad adecuada en esta nueva realidad global.

Por el trabajo de atracción de inversiones de la CEX ¿qué sectores considera prioritarios?

Aquí se puede desarrollar casi cualquier tipo de actividad, de hecho nosotros tenemos a nivel particular cosmética, joyería, energías renovables, cartón ondulado, envases de PET… dentro de la región. Si sólo tuviera que elegir dos, probablemente me decantaría por las energías renovables, donde podemos ser un actor muy relevante y por la industria alimentaria (tanto ganadera como agrícola), dónde empezamos a ser una región a tener muy en cuenta.

Gran parte del futuro económico de los territorios dependerá en el futuro de sus comunicaciones y logística ¿serán decisivas para la región?

El tema de buenas conexiones para mercancías es fundamental. En determinados sectores, el coste logístico puede ser el factor determinante para poder ser competitivo o no a escala global. Por ejemplo, una salida rápida y económica a un puerto, te permitiría ponerte en el flujo del mercado global y poder competir en él.

Sin conexiones variadas de tren o de avión, eficientes en tiempo y a un coste razonable, nos debilita en muchos sentidos. Para clientes internacionales, llegar aquí, les lleva mucho más tiempo que ir a cualquier otra comunidad, por ejemplo. Por eso mismo, a los que trabajamos aquí, cualquier gestión fuera, también nos supone un gran sobreesfuerzo en tiempo y en dinero. Otro ejemplo es el atraer talento de fuera o retener el talento; estamos ante un ser un humano que valora mucho la movilidad (y poco el coche), y tiene mucha reticencia en estar en un lugar alejado en tiempo, no tanto en kilómetros, del resto del “mundo conectado”.

¿La despoblación rural exige medidas más contundentes desde el punto de vista económico, fiscal y empresarial en toda España?

Este proceso es una realidad, no sólo en Extremadura, si no en muchos otros sitios tanto de España como del resto del mundo. Cada vez más megalópolis y, por ello, abandono del medio rural y de ciudades medianas. Aquí se ve claramente, que cada vez tenemos menos población y cada vez más envejecida. Si queremos apostar por un país más distribuido y menos concentrado, con todas las ventajas que eso conlleva, está claro que tenemos que tener gente pensando en cómo abordarlos. Tiene que ser un plan integral con muchas aristas pero, indudablemente, fomentar la creación de empresas ayudará a este propósito y para ello se deberían dar todos los estímulos que estén en nuestras manos. Deberíamos abordarlos cuanto antes, porque probablemente después de un punto, la despoblación se pueda acelerar y la reversibilidad del proceso sea prácticamente imposible.

La industria agroalimentaria extremeña agrupa a 2.300 empresas que facturan 2.493 millones de euros

Posted on

El sector cárnico, aceites y grasas, conservas, alimentación animal y vinos son los que más facturan

tomalia

La industria alimentaria en Extremadura coge músculo y ya factura más que lo que representa el valor de la Producción Final Agraria de la región. Según los datos del Informe sobre la Alimentación en España de la empresa pública Mercasa, las ventas totales de la industria alimentaria extremeña sumaron en el 2017 (último con datos completos) 2.493 millones de euros. Mientras, el valor de la producción agraria y ganadera se quedó en ese año en los 2.260 millones de euros.

En Extremadura hay unas 2.300 industrias alimentarias, en las que trabajan unas 9.400 personas. Del total de sectores con más ventas en Extremadura destacan sobre todo el cárnico con 657 millones de euros, el de grasas y aceites con 439 millones, el de conservas que tiene que ver con la industria del tomate sobre todo con 397 millones, el de alimentación animal como piensos con 357 y el del vino y alcoholes con 174 millones de euros.

En el caso de las industrias cárnicas, que suponen en torno al 26% del total de la industria agroalimentaria regional, los subsectores más activos son los del cerdo ibérico, ovino y vacuno. En los últimos años, gran parte de los proyectos industriales más importantes de Extremadura han estado centrado en el sector agroalimentario, ya sea en industria cárnica, como en bodegas, almazaras o centrales hortofrutícolas. Y dos de los más importantes en el horizonte también tienen que ver con el sector; la azucarera de Mérida y el Complejo del Ibérico de Extremadura.

La industria agroalimentaria extremeña factura 2.112 millones de euros, con carnes y frutas en cabeza

Posted on

El campo sigue mandando con fuerza en el sector empresarial e industrial de la región. Según el reciente informe anual sobre la Alimentación en España que edita la empresa pública Mercasa, la industria alimentaria supone en la región el 37,7% de las ventas netas totales de la industria: 2.112 millones de euros sobre un total de 5.601 millones. Además, concentra el 35,7% del empleo, que en la temporada de verano –con las fábricas de tomate y las centrales hortofrutícolas al máximo– supera de largo esa media.

Sin embargo, la radiografía del sector empresarial agroalimentario extremeño también permite comprobar su gran atomización. De las 1.353 empresas existentes en el sector que procesan o venden alimentos, solo 16 superan de media los 50 empleados. Y 1.155 de ellas, más de un 80% del total, no supera las 10 personas en plantilla.

Por sectores, el cárnico –con grandes industrias como El Encinar de Humienta, Roler, Apis o Sola Ricca– a las que se suman todas las empresas de jamón y embutidos  ibéricos, lidera las cifras de facturación regionales con 585 millones de euros al año, seguida muy cerca por las frutas y hortalizas con 456 millones de euros.

En materia de empleo fijo, la industria cárnica también es la que más trabajadores emplea con 2.543 seguida de las centrales hortofrutícolas que dan 1.864 empleos de media, muy superiores de forma eventual en campaña.