cooperativas

“El sector cooperativo extremeño no es ni ha sido sólo Acorex, somos 230 cooperativas”

Posted on

angel-pachecoEntrevista con
Ángel Juan Pacheco
presidente de Cooperativas Agro-alimentarias Extremadura

¿Con qué retos asume la presidencia de Cooperativas Agroalimentarias Extremadura en un momento complejo?

Tenemos un gran reto por delante, que es impulsar el movimiento cooperativo de la región. O mejor dicho, facilitar a ese movimiento cooperativo todas las herramientas posibles para incrementar la competitividad que ya tiene, para favorecer la profesionalidad de sus estructuras empresariales… potenciando el empleo y economía del territorio donde se asientan. Tenemos que trabajar en reducir los trámites burocráticos, en luchar por una PAC eficaz, en conseguir que las cooperativas tengan mayor tamaño, en facilitar el relevo generacional y en lograr una apuesta económica real y efectiva por parte de la Administración.

¿Qué le diría a los presidentes y consejos rectores de las decenas de pequeñas cooperativas que quedan en la región de forma independiente?

Que el principal reto que tenemos por delante todas las cooperativas –socias o no de Cooperativas Agro-alimentarias Extremadura– es la integración, intercooperación y colaboración, porque es la solución a muchos problemas actuales, entre ellos el de los bajos precios en origen que reciben nuestros agricultores y ganaderos. Y Cooperativas Agro-alimentarias Extremadura es un gran paso para ello. Pero más que cooperativas “independientes”, nuestro campo adolece más de agricultores y ganaderos que no están dentro de una cooperativa, a pesar de que ésta les ofrece un mayor poder de negociación y competitividad en el mercado además de una serie de servicios.

La llegada de dos de las mayores cooperativas agrarias españolas, AN  y Dcoop, puede tener dos lecturas: que el campo extremeño resulta atractivo, pero que el sector no ha sido capaz de integrar a las cooperativas de Acorex.

Creo que ni una cosa ni la otra. El sector cooperativo extremeño no es ni ha sido sólo Acorex. Cooperativas Agro-alimentarias Extremadura es la federación que aglutina a unas 230 cooperativas agrarias y ganaderas que facturaron más de 800 millones de euros el año pasado y que generan más de 3.000 puestos de trabajo directo. No creo que todos esos datos sean reflejo de un sistema cooperativo que no funciona. Acorex es sólo un caso, en el que jugaron varios factores y que se ha sobredimensionado en comparación a la crisis que también han vivido muchas otras empresas de la región. Hay muchísimas cooperativas que funcionan bien en nuestra región, que demuestran que el cooperativismo es eficaz y prueba de ello es que son las que tiran del sector agroalimentario extremeño.

Respecto a la otra lectura, la de que el campo extremeño resulta muy atractivo, por supuesto. Lo es, por todas las razones que acabo de explicar y porque somos potencia nacional en muchos sectores. Pero ese no es el motivo de que cooperativas españolas se estén interesando por nosotros. O al menos no sólo ese. Tenemos que fomentar la integración, pero no sólo aquí, sino que se está fomentando y mucho las estructuras supraautonómicas. Las dos cooperativas que menciona -AN y DCoop- son dos Entidades Asociativas Prioritarias (EAP) y la primera en serlo reconocida fue EA Group, que es extremeña. Por la lectura que hace, podríamos decir también que Extremadura está desembarcando en Andalucía. Yo creo que no es eso, que la integración cooperativa puede hacerse de muchas formas y la colaboración es imprescindible, la unión de esfuerzos.

La región ha sido pionera en la integración cooperativa de importantes sectores como el ovino, tabaco, miel… ¿Es el modelo a seguir?

Debe ser extensible a todos los sectores. Tenemos algunos con una fuerte presencia asociativa, como el tabaco, y otros donde aún queda mucho por hacer, como el vacuno o el porcino. La integración cooperativa no es sólo fusión o absorción, no supone la desaparición, es el trabajo conjunto aunando esfuerzos para ser más competitivos. Una herramienta muy importante es el Plan de Integración de la región, que este año si cuenta –a diferencia del año pasado- con unos requisitos razonables. Las cooperativas son empresas, no lo olvidemos. Son las empresas de los agricultores y los ganaderos. Por eso el cooperativismo extremeño nunca ha perdido sus raíces y puede presumir de contar con cooperativas que no se limitan hoy a almacenar productos, sino que los transforman e incorporan valor añadido a los mismos.

67 cooperativas agrarias venden carburantes low cost en Extremadura

Posted on

low-cost

Un borrador de la Dirección General de Consumo que llegará al Parlamento extremeño obligaría a las gasolineras low cost y a las de las cooperativas a contar con al menos un empleado, ha provocado un terremoto en el sector de los carburantes de Extremadura.

Actualmente hay 67 cooperativas agroalimentarias que venden hidrocarburos, de las que 55 son socias de Cooperativas Agro-alimentarias Extremadura. Sobre todo en las Vegas Altas y Bajas del Guadiana, Tierra de Barros y Valles del Jerte y del Alagón.

Un reciente informe de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia defiende este modelo de venta.

Según cooperativas, sólo habría dos o tres cooperativas que podrían sufragar el pago de un empleado, mediante la subida de los precios.

“Las cifras de negocio no dan resultados para mantener un empleado, puesto que la venta de hidrocarburos por parte de  las cooperativas es un servicio más que se ofrece al socio y a veces a terceros, de ahí que el margen de beneficio sea mínimo, solo lo necesario para amortizar y mantener correctamente las instalaciones. No es un negocio más de la cooperativa como se pueda pensar”, asegura Juan Francisco Blanco, responsable de la sectorial de suministros de Cooperativas en la región.

Las cooperativas de Acorex buscan el paraguas de los gigantes AN y Dcoop

Posted on

logos

40 cooperativas provenientes de Acorex firman acuerdos de comercialización anuales
con la navarra y la andaluza

Cuando la tormenta arrecia, los agricultores y ganaderos saben bien que hay que buscar refugio. La crisis de Acorex, que provocó la salida de sus grandes cooperativas como San Isidro de Miajadas, Amalia de Sajonia o Campiña Sur de Granja de Torrehermosa, ha allanado el camino a la llegada de los gigantes del cooperativismo español.

Las dos primeras Entidades Asociativas Prioritarias, figura creada por el Ministerio de Agricultura para fomentar la unión de cooperativas de distintas regiones y sectores, la navarra AN y la andaluza Dcoop, han puesto sus ojos en los cooperativistas extremeños. Buscan producción y facturación.

Grupo AN
La navarra AN ya ha conseguido que 23 cooperativas extremeñas trabajen con ella, en distintos sectores como frutas y hortalizas, cereales, suministros, carburantes o seguros, con acuerdos anuales renovables que han decidido renovar por segundo año. Para el actual ejercicio 2016/2017, 14 cooperativas se han comprometido en el departamento de Semillas; 15 han renovado su acuerdo en la Organización de Productores de Frutas y Hortalizas; 13 cooperativas han firmado el compromiso en las secciones de Gasóleos, Fertilizantes y Fitosanitarios; 11 se han comprometido en Cereales y 7 en Seguros.

La firma de los compromisos implica la exclusividad de trabajo con el Grupo AN, que comercializa todo el producto de los socios y asegura el cobro del mismo a precios de mercado. Esta campaña ha apoyado financieramente a varias cooperativas extremeñas con 2,5 millones de euros, y repartirá entre sus socios de la región 200.000 euros de los 4 millones de beneficios que cada año AN reparte entre sus socios.

El Grupo AN, que cuenta con oficina y equipo de diez personas en Mérida, acaba de anunciar la integración de la cooperativa almeriense Unica Group, muy fuerte en el negocio de hortalizas y frutas. Ya logra facturar más de 1.000 millones al año. El grupo cuenta con 150 cooperativas en 17 provincias.

Dcoop
Mientras, Dcoop, el gigante mundial del aceite de oliva, la aceituna de mesa y el vino, tras su unión con la manchega BACO, busca sumar en Extremadura en torno a 40 millones de euros de facturación. Ya son 17 cooperativas extremeñas de Acorex las que han manifestado su interés por comercializar parte de sus producciones –cereales, ganadería- con ellos.

Dcoop cuenta ya con dos cooperativas asociadas en Extremadura: Malcocinado en aceite de oliva con unas 250 tn anuales, y Capriex, cooperativa que agrupa a 200 ganaderos con 10.000 cabritos anuales y más de dos millones de litros de leche.

San Isidro de Miajadas quiere seguir por libre

Posted on

coop_sanisidro_miajadas

La Cooperativa San Isidro de Miajadas fue el buque insignia de Acorex. La que más facturaba y la que lideró muchos proyectos en tomate o arroz. También fue una de las que primero salió del grupo. Y no se arrepiente.

“En cierta manera hemos vuelto a los orígenes de lo que fuimos -asegura Manuel Rodríguez, su presidente-. Una cooperativa muy ajustada en costes y gastos, que intenta dar buenos servicios y precios a sus socios y que vende con solvencia sus producciones. Tras el complicado divorcio con Acorex, los socios prefieren seguir así por nuestra cuenta”.

Aunque colaboran en varios frentes. Miembros de pleno derecho de Cooperativas Agro-alimentarias Extremadura, San Isidro ha comercializado su tomate este año con la OPFH de AN. “Son gente muy seria y estamos contentos con ellos”.

También trabaja comercialmente con otras cooperativas extremeñas como la Agrupación del Jerte o Cooprado. Y mantiene una empresa de riego con Amalia de Sajonia.

Con Dcoop no han hablado. Quieren seguir su propio camino: con sus 450 socios y 30 millones de facturación. Las heridas de Acorex -dos millones adeudados y más de un millón de euros perdidos en capital social- todavía escuecen.

Dcoop quiere crecer en el viñedo extremeño

Posted on

viñedo tierra de barros

La cooperativa Dcoop, con sede en Antequera (Málaga) es conocida por ser el mayor productor mundial de aceite de oliva y uno de los mayores de aceituna de mesa. Y pronto quiere serlo también de vino, tras la integración en 2014 de la cooperativa BACO de Castilla-La Mancha.

En los últimos meses sigue sumando nuevo socios a su sección de vino como la cooperativa vitivinícola Unión de Cosecheros de Labastida (UCL), en Álava, más conocida como Solagüen. Supone su entrada en la DO Rioja, la de mayores ventas y exportaciones.

Dcoop suma ya 13 cooperativas en vino con  200 millones de kilos de uva, 8.000 viticultores y 36.000 hectáreas de viñedo, la mayoría en Ciudad Real y Albacete. Y sigue mirando con gran interés al viñedo extremeño, especialmente en Tierra de Barros sumar volumen. Incluso para entrar en cava.

Dcoop estuvo a punto de integrar a Acorex como solución de urgencia, y cuenta con una cooperativa extremeña asociada en aceite de oliva –la de Malcocinado– e integró a la cooperativa ganadera Capriex de caprino en abril del 2015.

“Ya hemos comercializado 300.000 toneladas de tomate y 58.000 toneladas de cereal de cooperativas extremeñas”

Posted on

Jesús Sarasa Director General Grupo ANEntrevista con
Jesús Sarasa
Director General del Grupo AN

El pasado verano, el grupo cooperativo AN, con sede en Tajonar (Navarra) pudo ser  una de las soluciones a la crisis de Acorex. Aunque no fructificó, al final 21 cooperativas extremeñas se han integrado y venden sus producciones a AN, que ha abierto delegación en Mérida. Un gigante cooperativo español, con importantes empresas participadas en avícola con 160.000 pollos diarios, piensos, congelados y cuarta gama de verduras, que factura más de 750 millones de euros. También ha creado la empresa Induguadiana con Mercaguadiana. Todo ello con una premisa clara: que los fondos propios superen el inmovilizado.

En la última Asamblea del grupo se anunció la incorporación de 19 cooperativas extremeñas y ahora mismo ya son 21 ¿Se incorporan totalmente al grupo o sus socios solo venderán sus producciones a AN?  

Se han incorporado como cualquier otro socio, con los mismos derechos y obligaciones del resto. El modelo del Grupo AN deja a cada cooperativa socia total libertad para trabajar en las actividades o negocios del Grupo AN que quiera. Eso sí, en los que elija, el compromiso es al 100% para el periodo de un año, salvo que existan otras normas superiores a las estatutarias, como por ejemplo los reglamentos de las OPFH que desde Europa fijan compromisos de comercialización plurianuales.  El Grupo AN, en aquellos negocios en los que quieren trabajar, les garantiza la comercialización total de su producción, con la seguridad de cobro a los precios que el mercado pague en cada momento.

La mayoría de las cooperativas extremeñas que se han hecho socias del Grupo AN se están incorporando en todos  los negocios de la  cooperativa, también en las actividades o negocios de suministros. En esta primera campaña llevamos comercializados 300.000 Tm de tomate y 58.000 Tm de cereal además de las semillas, fitosanitarios y abonos necesarios para la campaña de siembra de cereal de invierno.

¿Mantienen conversaciones con nuevas cooperativas y socios de la antigua Acorex o de otros grupos cooperativos?

El Grupo AN mantiene siempre las puertas abiertas por imperativo de su propio modelo cooperativo.  En los últimos años se están incorporando grandes cooperativas de nuevas regiones al Grupo AN, de forma que se aprovechan mejor las estructuras comerciales, se aumentan los volúmenes logrando con ello una mejor posición en el mercado, se accede a clientes y operadores que buscan esa seguridad que se aporta.

¿Qué importancia tendrá Extremadura en la nueva estructura de Grupo AN tanto a nivel cooperativo como industrial?

Por el número de cooperativas que se incorporan, se consolidarán los volúmenes del Grupo AN. En cereales, consolidándonos como la mayor cooperativa de España. En otros, como en Frutas y Hortalizas, aportando volumen para optimizar las industrias y sinergias. Todas las cooperativas socias del Grupo AN son importantes y, por supuesto, las extremeñas también.

Nada más incorporarse las primeras, el Grupo AN ha abierto una delegación en Mérida para atenderlas correctamente. Con ellas se ha logrado ya una facturación superior a los 750 millones de euros que nos ha permitido solicitar al Ministerio de Agricultura el reconocimiento como Entidad Asociativa Prioritaria, figura que traerá ventajas también para las cooperativas socias y sus agricultores. A una comercialización garantizada y segura, las cooperativas de Extremadura socias del Grupo AN y sus agricultores sumarán las ventajas, con ayudas superiores, que el hecho de pertenecer a una EAP conlleve.

¿El futuro del modelo cooperativo español pasa por la creación de grandes grupos interregionales?

Es vital que las cooperativas miren al mercado, a los clientes y consumidores que son los que al final eligen o rechazan un producto. En ese camino llevamos trabajando desde hace muchas décadas, superando fronteras regionales y nacionales, para adaptarnos a lo que nos reclaman los clientes y los mercados. Nuestros clientes, como los grandes grupos cooperativos europeos, nos enseñan el camino. La demanda está muy agrupada, tanto la distribución como la gran industria alimentaria. Y muchas veces demanda grandes volúmenes para sentarse en la mesa negociadora con ellos, que en estos tiempos de crisis son los que aportan mayor garantía comercial, porque sus industrias, sus tiendas, no quieren proveedores pequeños  al necesitar abastecimiento garantizado.

“Las industrias de tomate cooperativas han contratado un 40% más esta campaña”

Posted on

Domingo Fernandez

Entrevista con
Domingo Fernández Sánchez
Presidente del grupo de trabajo de Transformado de Tomate de Cooperativas Agro-alimentarias Extremadura

¿Cómo se presenta la nueva campaña de tomate teniendo en cuenta la situación del mercado mundial?

La campaña de tomate se presenta con unas perspectivas interesantes para agricultores e industrias en Extremadura, donde es uno de los cultivos más importantes. La contratación ha subido entre un 20 y 25%, y las cooperativas continúan concentrando gran parte de la producción total regional. Además, hay que destacar la labor de las industrias de tomate cooperativas –Carnes y Vegetales (Apis), Pronat, Tomalia y Tomates del Guadiana-, que han contratado esta campaña más de 700.000 toneladas de tomate, lo que representa un incremento del 40% respecto a la campaña anterior.

Desde el 2010 los precios del tomate no han subido en general. ¿El productor y las industrias deberán acostumbrarse a estos precios?

El año pasado el precio del tomate subió y se pagaron 78 euros por tonelada frente a los 75 euros por tonelada de la campaña anterior. En cualquier caso, la tendencia del mercado es que no haya precisamente grandes altibajos en los precios para que así podamos ser competitivos en los mercados mundiales. El tomate es un cultivo que se desarrolla en todo el mundo y hay que competir con ese mundo, por lo que hay que abaratar costes y subir producción.

La exportación  granel es clave para el tomate regional ¿La venta de productos envasados tiene margen de crecimiento?

Tiene margen de crecimiento siendo muy competitivos, de lo contrario es muy complicado. La segunda transformación del tomate para industria se está vendiendo en España y ahí el margen de crecimiento está ya en su tope. Por eso,  ahora se está empezando a exportar, porque sí hay margen de crecimiento fuera de España. El producto transformado que estábamos vendiendo hasta ahora era en primera transformación y la segunda, es decir, ya envasado y preparado, se está sacando ahora y ya tenemos industrias cooperativas que exportan a Estados Unidos, China y Nigeria, entre otros países. La clave está en la equivalencia del precio del dólar ahora.

¿Cuáles son los principales países productores rivales del tomate extremeño?

Principalmente Italia y Portugal en Europa, y fuera Estados Unidos y Chile. El tomate marroquí sin embargo no es nuestra competencia, porque es tomate fresco y no tomate para industria, que es lo que nosotros producimos.

¿Qué mejoras de logística e infraestructuras demandan las industrias de tomate para ser más competitivas en el exterior?

El transporte, que es nuestra gran asignatura pendiente. Los mayores consumidores de tomate son Alemania y Reino Unido y es complicado llegar a ellos si no se abren nuevos canales, porque el transporte por carretera en camión tiene un altísimo coste. Ahora mismo estamos llegando por puerto, pero para ello hay que llegar con ferrocarril y aquí tenemos unas malas líneas ferroviarias, lo cual también retrasa la plataforma logística proyectada en Badajoz. Por ello, estamos exportando vía Lisboa, con camiones que llevan el tomate hasta Elvas y de allí en tren para entrar los contenedores en barco.

Durante muchos meses al año las fábricas de tomate están infrautilizadas ¿Qué alternativas habría para aumentar su carga de actividad?

Ya hay fábricas que están diversificando la producción, incorporando el concentrado de fruta, y apostando por la segunda transformación, con productos finales ya envasados y otros derivados, como el licopeno. Es algo necesario, porque tener trabajos complementarios ayuda a mantener infraestructuras y gastos generales. Hay que tender a la segunda transformación, pero para eso hay que abrir mercado y competir, porque podemos hacerlo si tenemos una fuerte red comercial y marca.

¿La relación entre las empresas privadas del sector y las industrias cooperativas puede incrementarse en el futuro?

Hay buena sintonía dentro del sector, pero es complicado que haya una concentración. De haberla, sería en las industrias cooperativas, porque veo difícil que las privadas quieran unirse. Entre las cooperativas ya se hacen colaboraciones y se coordina la compra y venta de productos.

La andaluza Dcoop integra a Capriex mientras busca crecer en ibérico en Extremadura

Posted on

cabra

Dcoop sigue sumando piezas en el puzzle cooperativo extremeño

Hasta ahora, el grupo andaluz líder mundial en producción de aceite de oliva, sólo tenía una cooperativa socia en Extremadura: la Olivarera San Antonio de Padua en Malcocinado. Ahora  la mayor cooperativa de caprino de la región –Ganaderos Extremeños del Caprino, Capriex– se ha integrado en la sección de ganado de Dcoop. Hay que recordar que Dcoop cuenta entre sus socios con la mayor cooperativa andaluza de caprino, Procasur, que produce unos 30 millones de litros de leche de cabra al año.

Capriex, que cuenta con unos 100 socios activos en la actualidad de las zonas cercanas a Fuentes de León y Salvatierra de los Barros, nació en julio de 2007 y  se dedica a la producción y venta de quesos de cabra tanto en fresco como semicurado y curado. También comercializa cabritos, especialmente en el mercado portugués. Capriex tiene una central con capacidad para almacenar hasta 50.000 litros de leche de cabra en Los Santos de Maimona. En la región existen unas 250.000 cabezas de caprino y Capriex acoge a unas 40.000 de ellas.

Capriex han quintuplicado su producción en los últimos tres años hasta alcanzar los casi 4 millones de litros de leche de cabra con los que se espera cerrar en este año 2015, y una facturación en torno a los 3,2 millones de euros.

En la actualidad, Dcoop agrupa a más de 1.000 ganaderos activos asociados a siete cooperativas: Agasur y Agamma de Málaga, Caprinova de Almería, Corsevilla de Sevilla, Los Remedios-Picasat de Cádiz y Ovipor de Huelva.

Mientras, Dcoop sigue buscando oportunidades en el sector del ibérico en Extremadura, expectante tras la situación de Acorex y las dificultades de su industria Acosierra.

Vara negociará con San Isidro, Sajonia y Granja de Torrehermosa para salvar Acorex

Posted on

san isidro

Uno de los primeros problemas a resolver por Guillermo Fernández Vara cuando tome posesión como nuevo presidente de la Junta de Extremadura se llama Acorex.

La enquistada situación de la mayor cooperativa agroalimentaria extremeña por volumen de facturación y número de socios, agravada por la merma en su campaña tomatera, tras la marcha de San Isidro de Miajadas y Amalia de Sajonia de Santa Amalia, no tiene una fácil solución.

Los buenos resultados obtenidos por el PSOE en las Vegas del Guadiana, especialmente en Villanueva de la Serena y Don Benito, allanan el camino. Al igual que la victoria socialista en el ayuntamiento de Miajadas, entidad con una estrecha relación con la Cooperativa San Isidro de Miajadas, la que tenía mayor facturación del grupo.

La Junta –hasta ahora Gobex– es el principal acreedor de Acorex con los 17 millones de euros prestados por Extremadura Avante. La actual generación de caja de la cooperativa, con el ERE encima de la mesa y las indemnizaciones previstas por el despido de un buen número de trabajadores, es casi nula. Hace falta más volumen de negocio y más rentable.

Los asesores en temas agrarios de Vara, alguno de ellos con mucha experiencia cooperativa, sólo ven dos salidas realistas a la crisis de Acorex: o vuelven San Isidro, Amalia de Sajonia y Granja de Torrehermosa al grupo o su destino sólo puede ser viable en manos de un gigante cooperativo como el andaluz DCOOP o el navarro Grupo AN.

La integración por líneas de negocio, como tomate, arroz, fruta o vacuno, con otros grupos cooperativos extremeños tampoco se descarta, una vez aclaradas las deudas. El mayor problema para la vuelta de las cooperativas que se fueron de Acorex es que sus socios no apuestan por volver.

Vara quiere que antes de agosto esté resuelto su futuro para evitar que nuevas cooperativas opten por la marcha de Acorex y la única solución pase por el concurso de acreedores o su disolución.

Foto: Vista aérea de la Cooperativa San Isidro de Miajadas. ©Acorex.

Acorex contratará esta campaña la mitad de tomate que el año pasado tras la salida de San Isidro y Amalia de Sajonia

Posted on

tomate

La nueva campaña del tomate amenaza con agravar aún más la compleja situación de Acorex, el mayor grupo cooperativo extremeño.

La salida del grupo de las dos mayores cooperativas productoras de tomate del grupo, San Isidro de Miajadas y Amalia de Sajonia de Santa Amalia, ha provocado un terremoto en las previsiones de contratación y entrega de tomate para la industria.

De los 333 millones de kilos entregados por los socios de Acorex a las industrias del sector en la campaña del 2014, se ha pasado a una previsión de contratación de 153 millones de kilos en esta campaña. Es decir, más de un 50% menos de tomate.

Las hectáreas contratadas por los socios de Acorex también se han resentido notablemente: de 3.727 hectáreas en la campaña 2014 se ha pasado a 2.197 hectáreas en la actual.

Ante la convulsa situación del grupo cooperativo, a día de hoy no está todavía claro si los contratos con las industrias de los socios de Acorex se realizarán a través de la cooperativa o a título individual.

La salida de San Isidro y Amalia de Sajonia ha provocado que los contratos a título individual se hayan disparado en esta campaña al pasar de 157,9 millones de kilos a 365 millones en esta campaña.