Antón Córdoba (Lola Fruits S.L.): “Genéticamente las variedades de tomate que utilizamos tienen capacidad de producir más de 200 Tm/ha”

Posted on

26 anton cordoba Davis

Entrevista con
Antón Córdoba
Gerente de Lola Fruits S.L.

¿Cuáles son los retos que tiene planteados el sector de la producción de tomate en Extremadura?

Hemos entrado en una dinámica muy peligrosa. Estamos consiguiendo una mejora importante en productividad y ya hablar de producciones superiores a 100 Tm/ha no es extraño, pero en estos momentos la rentabilidad por ha es de las más bajas que ha habido nunca. Es debido a que los costes de los insumos siguen subiendo y los precios de venta bajando, debido a las sobreproducciones a nivel mundial en los últimos años y a la aparición de nuevos actores en el mercado mundial como Ucrania.

Hay países, como Italia, que pagan mucho más al agricultor ya que el valor del producto trasformado lo permite, pero por ahora no es nuestro caso. Nuestro producto transformado está compitiendo por precio. Sería importante el poder acceder a nichos de mercado que permitiesen un valor de venta superior.

Debemos defender el origen de nuestra producción . Producir en Europa tiene ventajas e inconvenientes. Aquí  es más caro, hay mayores controles, los fitos a utilizar están cada vez más restringidos. Desde el punto de vista medioambiental y social, nuestra producción es mucho más responsable.

Yo he visto producciones de tomate de industria en otros países en los que se utilizaban productos que en Europa están prohibidos hace décadas por cancerígenos, tomates recogidos por cuadrillas en las que igual había niñas de diez años que ancianos cobrando sueldos la décima parte que aquí, y transformándose en industrias para las que era imposible demostrar la trazabilidad de su producción.

Las grandes multinacionales compradoras de transformados de tomate lo deben tener en cuenta, por responsabilidad corporativa o porque el consumidor e lo exija.

¿Hacia dónde se debe avanzar?

La solución no sólo está en conseguir mayores precios de venta, sino que debemos conseguir reducir el coste de la tonelada producida , aunque hay más posibilidades de conseguirlo aumentando las producciones por ha. Genéticamente las variedades que utilizamos actualmente tienen capacidad de producir más de 200 Tm/ha. Si analizamos plantaciones en nuestra zona encontramos en una misma parcela zonas  con 160 tm/ha y otras con 60 t/ha. Un claro indicador de que tenemos mucho “campo” para trabajar. Utilizando las nuevas tecnologías de agricultura de precisión , como mapeos de suelo, imágenes aéreas o satelitales, podemos conocer exactamente que producciones tenemos en cada zona de una parcela y en que  superficies exactas. Y conocer las causas que originan estas enormes diferencias,  e identificar  zonas de manejo diferenciado.

Debemos apostar mucho más por el I+D , aunque se está trabajando mucho y bien en centros de investigación como Cicytex y Ctaex, deberíamos invertir aún más. Cuando empecé a visitar California, hace veinte años, el diferencial de producción que tenían con nosotros se debía a sus mejores condiciones en suelo y clima. Desde entonces nos han adelantado técnicamente, son más competitivos, sobre todo debido al trabajo que han desarrollado en investigación.

Hay que trabajar, o seguir trabajando en: elección de variedades según fecha de trasplante, características del suelo y uso industrial; manejo del suelo tanto desde el punto de vista físico-químico como biológico; manejo de riego y fertirrigación; plagas y enfermedades; y formación de personal a todos los niveles.

¿Es factible aumentar los kilos por hectárea sin perder calidad?

Si, sin duda, con una elección apropiada de variedades y un manejo adecuado de fertirrigación es posible.

¿Los cambios en los gustos del consumidor pueden influir en el tipo de tomate que el futuro demande la industria?

Ya están influyendo. En Extremadura se están cultivando muchas hectáreas con variedades especificas adaptadas a los gustos de los clientes, altas en Licopeno (antioxidante con propiedades anti cancerígenas), de viscosidad alta para fabricación de ketchups, más dulces y menos ácidas para zumos, o con distintos manejos nutricionales y fitosanitarios, productos aptos para “alimentación infantil”, tomate con “residuos cero”, ecológicos… Extremadura debe apostar por este tipo de productos con más valor añadido.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s