aceite de oliva y olivar

Santander lanza la campaña de olivar 2021/22 dirigida a oleicultores, almazaras y cooperativas

Posted on

Santander continúa con su apoyo al sector agro y desde octubre, lanza la campaña del olivar 2021/2022. Esta campaña, dirigida a los profesionales que trabajan en el sector del aceite de oliva español, refuerza las capacidades digitales de los agricultores a través de productos como Agroconfirming, principal medio de pago por parte de las almazaras y las cooperativas a los oleicultores.

Agroconfirming responde a la necesidad de mayor financiación de las almazaras, debido a la Ley de Mejora de la Cadena Alimentaria, que les obliga a que la aceituna entregada esté previamente amparada por contrato, a que se conozca el precio y a que sea liquidada a los 30 días de la entrega del último remolque de aceituna.

De la misma forma, el banco apoya a los profesionales del aceite de oliva mediante el Anticipo Cosecha, por el que Santander anticipa los fondos esperados procedentes de la cosecha de aceituna que los oleicultores entreguen en su cooperativa. 

El banco pone a disposición de los oleicultores flexibilidad y agilidad a la hora de resolver sus propuestas de financiación así como toda su experiencia en la contratación del Seguro de Olivar y en la financiación de la prima del seguro en condiciones preferentes, algo determinante para el sector ante cualquier adversidad climática. Cabe destacar que en los nueve primeros meses de este año, Santander financió al sector agroalimentario español con 2.800 millones de euros.

El apoyo a la internacionalización de las empresas del mundo del olivar constituye otro de los aspectos más importantes de la campaña, que trata de impulsar la salida al exterior de este sector. Santander ayuda a las pymes a exportar y consolidar sus negocios en el exterior, debido fundamentalmente a su experiencia internacional y a su red de especialistas en los países donde opera.

Recientemente, Santander ha reforzado su apuesta por el sector agroalimentario español y ha comenzado a remodelar algunas de sus oficinas, con la creación de un corner agro específico para atender a agricultores y ganaderos mediante un especialista dedicado exclusivamente a este sector.

Extremadura espera una cosecha récord de aceite de oliva con cerca de 80.000 toneladas

Posted on

La campaña 2021/2022 de aceituna para almazara en Extremadura puede alcanzar un récord histórico, si la climatología acompaña en estas últimas semanas y no cae mucha aceituna del árbol como ocurrió en Tierra de Barros a finales de Septiembre. Hay que tener en cuenta que la campaña anterior no llegó a las 50.000 toneladas, rompiendo producciones por encima de las 70.000 toneladas de aceite de oliva en las cosechas anteriores.

Las previsiones de los expertos apuntan a una campaña cercana a las 80.000 toneladas, dependiendo también del rendimiento final de la aceituna que será superior al del año pasado. La fortaleza del olivar en seto y superintensivo unido a la carga de aceituna en el norte de Cáceres, Tierra de Barros y en otras comarcas muy olivareras prevén un gran año. Al contrario de lo que puede suceder en Andalucía –el aforo de la Junta de Andalucía espera 57.000 tn menos- y Castilla-La Mancha, cuyo olivar está muy castigado por las heladas de Filomena.

Según Alfonso Montaño, experto en Elaiotecnia del CTAEX, “el superintensivo está muy bien: ha cuajado bien los frutos, no ha hecho mucha calor… veo buena cosecha. En el norte de Cáceres hay mucha cosecha, y aunque meta mucho para mesa ayudará a la producción de aceite. En Tierra de Barros hay mucha manzanilla, que también van a llenar los fermentadores. En la zona de Monterrubio no hay mala cosecha: quizás no récord allí, porque la sequía sigue mermando las producciones, pero será mejor que la del año pasado. Por otro lado, las orujeras temen llenar las balsas de almacenamiento. Esperan un llenado rápido. Así que ello lleva a una producción de más de 450 millones de kilos de aceitunas, que a un 17% de rendimiento industrial nos lleva a más de 76.000 t. Y eso que soy cauto”. La campaña se prevé más temprana por el estado de la aceituna en Extremadura.

La Coooperativa Santísimo Cristo del Humilladero cierra el puesto de la aceituna de verdeo ante los bajos precios y los abusos de los intermediarios

Posted on

La  Cooperativa Santísimo Cristo del Humilladero de Medina de las Torres ha decidido este año cerrar el puesto de la aceituna de verdeo ante los bajos precios y los abusos de los intermediarios.

El gerente de la Cooperativa, Rafael González, ha destacado que esta decisión se ha tomado en defensa de los socios, que han decidido este año dejar toda la campaña para la campaña de molino y no mal vender si no regalar la producción de este año que aunque en menor cantidad que otros años es de una excelente calidad. Los intermediarios son los que están especulando con la materia prima del campo, mientras los agricultores están mal vendiendo sus productos, aseguran desde la Cooperativa.

Medina Oliva presenta sus AOVEs en la Feria Internacional de Alimentación de Colonia en Alemania

Posted on

La Cooperativa Santísimo Cristo del Humilladero de Medina de las Torres está presente en la feria Anuga de Colonia en Alemania, considerada como la mayor feria de alimentos y bebidas del mundo cubre, con sus 10 ferias especializadas,  todos los segmentos de mercado del sector. Una feria donde se presentan las innovaciones más importantes y las nuevas tendencias.  

El presidente de la Cooperativa Santísimo Cristo del Humilladero, Francisco Javier García Albújar, destacó la importancia de estar presente en esta Feria, puesto que es un punto de encuentro para todo el sector, un lugar idóneo para dar a conocer y promocionar el AOVE MedinaOliva y Contributa.

Anuga es la feria líder mundial de alimentos para el comercio, la gastronomía y el consumo fuera del hogar que se celebra cada dos años en Colonia. Es de una feria muy esperada y con gran renombre entre los expositores y los visitantes. Se trata de una unificación de diez ferias diferentes, “Anuga Fine Food”, “Anuga Frozen Food”, “Anuga Meat”, “Anuga Chilled & Fresh Food”, “Anuga Dairy”, “Anuga Bread”, “Bakery”, “Hot Beverages”, “Anuga Drinks”, “Anuga Organic”, “Anuga Food Service” y “Anuga RetailTec”. 

La feria está orientada de forma internacional, por lo que se trata de un evento único. Aquí se reúnen participantes del sector de todo el mundo, con el fin de crear negocios y contactos internacionales.

Jorge Pena (INNOLIVA): “Hemos ido creciendo año a año de forma constante, alcanzando en la actualidad 8.000 hectáreas de olivar en la península ibérica”

Posted on

Entrevista con
Jorge Pena
CEO de INNOLIVA

La empresa Innoliva se ha convertido en uno de los gigantes del olivar superintensivo en la Península Ibérica, donde gestiona actualmente 8.000 hectáreas de olivar. La Comunidad de Extremadura fue una de sus primeras apuestas en España: en la región cuenta con dos importantes explotaciones. La finca Olivares de Guadalupe cerca de Olivenza con 623 hectáreas y 1,04 millones de olivos plantados en 2008. Y la finca Olivares del Río en Peraleda de Zaucejo con 1.358 hectáreas plantas entre 2006 y 2008 y 1,75 millones de olivos.

¿Cuáles son los orígenes de Innoliva?

Innoliva nació en 2006 con la visión de convertirse en la empresa de referencia en el cultivo de olivar moderno y con el objetivo de producir aceite virgen extra de máxima calidad. Con esa ambición, nuestra filosofía de trabajo se fundamenta en dos pilares básicos. Por un lado, nuestra pasión por el aceite de oliva y su tradición milenaria, y por el otro, poner la innovación y la tecnología al servicio de la agricultura, con el objetivo de producir de forma más eficiente, sostenible y respetuosa con el medio ambiente.

¿En qué momento se encuentra el proyecto empresarial de olivicultura y oleícola de Innoliva?

Desde sus inicios Innoliva ha buscado el lugar ideal para plantar nuestros olivos. Para ello analizamos diferentes localizaciones, la calidad de la tierra, horas de recepción solar, acceso a recursos hídricos, condiciones meteorológicas etc., y aunque valoramos la posibilidad de dar el salto a otros continentes para continuar creciendo, hemos encontrado todo lo que nuestros olivares necesitan en la Península Ibérica para desarrollar nuestro proyecto. Hemos ido creciendo año a año de una forma constante, alcanzando en la actualidad las 8.000 hectáreas. Y seguimos invirtiendo y creciendo cada año, generando riqueza y empleo.

En los últimos años la llegada del olivar superintensivo o en seto ha cambiado radicalmente el modelo del sector, mientras el  sector de olivar tradicional asegura que parte de culpa en los precios en origen de los últimos años se debe a las producciones de superintensivo. ¿Tanta importancia  tienen ya en volumen y sobre los precios?

Trabajamos en un sector dónde el precio se establece por un equilibrio entre la oferta (producción) y la demanda (consumo). Cuando la oferta es superior a la demanda el precio baja y cuando la demanda es superior a la oferta el precio sube.

Históricamente, los esfuerzos para mantener unos precios altos se han concentrado en reducir y controlar la oferta (a través del almacenamiento privado, o incluso se está hablando en algunos foros de cuotas de producción, lo que es una auténtica barbaridad), en lugar de trabajar para que crezca el consumo. Esta es una visión tremendamente cortoplacista y errónea, ya que la consecuencia es que, si bien se puede conseguir un aumento de precio en el corto plazo, lo que se está haciendo es destruir valor y riqueza para productores y resto de miembros de la cadena.

Dicho esto, detengámonos un momento y pensemos que pasaría si todos los esfuerzos se destinaran a aumentar el consumo. Si consiguiéramos que el consumo de aceite de oliva pasara de ser un 2% del consumo de grasas a nivel mundial a ser un 2,2%, incrementaríamos el mercado mundial de consumo de aceite de oliva en 300 mil toneladas. Si consiguiéramos que el consumo de aceite de oliva per cápita en USA pasara de ser 1 litro por persona y año a 1,2 litros, incrementaríamos el tamaño del mercado americano en 60 mil toneladas. Si consiguiéramos esto, no habría aceite suficiente para abastecer la demanda, lo que llevaría a una subida inmediata de los precios, pero creando valor y riqueza para todos los miembros del sector.

Innoliva tiene presencia en Portugal y en España. ¿Hay muchas diferencias entre ambos países a la hora de producir y comercializar sus aceites?

Ambos países son muy similares, cuentan con unas condiciones meteorológicas idóneas y sus ricas tierras ofrecen la ubicación inmejorable para el cultivo del olivar. Además existe una clara y decidida apuesta por parte del sector que está haciendo enormes esfuerzos por producir y ofrecer un producto de máxima calidad. La diferencia, quizá más reseñable, es el inicio cosecha temprana en Portugal, tendencia que año tras año está ganando adeptos también en España.

¿Es muy diferente un AOVE Arbequina producido en seto en Sevilla, Badajoz o Portugal de un AOVE  arbequina de olivar tradicional de Les Garrigues o Siurana?

La calidad final de los aceites depende fundamentalmente de las diversas variables como son la calidad del propio fruto, una recogida rápida sin dañar la aceituna, minimizar el tiempo que transcurre desde su recogida hasta que entra en producción, y una producción en frío controlada en todo momento. Con independencia de si hablamos de olivar tradicional o de olivar moderno, ambos sistemas son capaces de controlar las variables anteriores y por lo tanto obtener una calidad excepcional en sus aceites. 

Aceites de Oliva Vírgenes Extra de Villuercas Ibores Jara: Un tesoro sensorial marcado por el Geoparque

Posted on

Texto: Montaño, A. y Redondo-Redondo, S.
Centro Tecnológico Nacional Agroalimentario “Extremadura” CTAEX
Villafranco del Guadiana (Badajoz, España)

La comarca de Villuercas Ibores Jara se encuentra situada en el Este de la provincia cacereña y está conformada por 19 localidades, que se asientan sobre los terrenos más antiguos de la península ibérica, caracterizado por un paisaje apalachense.

La producción de aceites en esta comarca data al menos del siglo XV, en el que ya el “Libro de los Oficios del Monasterio de Guadalupe” recoge las labores de la comarca y actividades agrícolas realizadas en dicha localidad, y en la que la historia oleícola y aceitunera quedan también marcadas, citándose en dicho libro la aceituna Manzanilla o la Verdial de Badajoz (judiega) como variedades típicas de la localidad, así como la identificación como “maestro” al responsable del molino de aceite del Monasterio.

Con el paso de los siglos el peso del olivar y de la producción de aceite se fue incrementando lentamente, a modo de complemento en la dieta cultivándose el olivo como un frutal más en las huertas, así como injertando acebuches para buscar una mayor producción de aceite que llevó además a un incremento del número de molinos aceiteros en las diferentes localidades de la comarca.

A día de hoy esta zona posee una producción de aceituna de molino con transformación en la comarca de unas 8.000 toneladas de aceitunas, produciendo casi 2.000 tn de aceites de oliva de media. Se estima que solo corresponden a la mitad del potencial productor, pues muchas aceitunas salen de la comarca al venderse en puestos con destino a otras almazaras extremeñas y toledanas.

Variedades
El aceite de la comarca de Villuercas Ibores Jara se elabora en 10 almazaras con actividad regular: 5 cooperativas y 5 empresariales. Estas almazaras molturan principalmente aceitunas de las variedades Manzanilla Cacereña (predominante en las Villuercas), Cornicabra (predominante en Ibores y Jara), Picual (presente en todo el Geoparque) y Arbequina (ya presente en nuevos olivares cultivados en las rañas del Geoparque).

Aunque tradicionalmente el cultivo del olivar y la producción de aceite ha sido principalmente destinado al autoconsumo y búsqueda de unos ingresos extras en invierno, las nuevas generaciones vinculadas al sector oleícola están impulsando una apuesta decidida de una mayor profesionalización del olivar, por el AOVE de calidad y la comercialización. Este cambio de actitud, junto con el potencial de sus aceites y en un marco inigualable como es el Geoparque Viluercas Ibores Jara han dado lugar a la producción y comercialización de grandes AOVEs.

La riqueza e interés de los aceites de oliva vírgenes extra de la comarca vienen dados por las características culturales y sociales intrínsecas culturales de cada pueblo, así como la influencia de las condiciones edafoclimáticas del Geoparque.

De las ocho marcas principales de la comarca cabe destacar que hay dos monovarietales Manzanilla Cacereña, 4 marcas monovaritales Cornicabra, 3 con la variedad Picual y dos aceites obtenidos con varias variedades.

Los aceites de las cooperativas Sto. Domingo de Guzmán y Sta. Catalina comercializan monovarietal Manzanilla Cacereña. Sus aceites se caracterizan por un frutado de aceituna maduro de intensidad media, con ligeros toques de “verde” que puede ser verde-hierba o verde-hoja en función de la campaña y la elaboración de la aceituna. Este descriptor no obstante suele ser menos intenso que el de otros descriptores como la “manzana”, que sería el más característico de esta variedad. Una intensidad media de manzana, pudiendo evocar tanto a manzana verde como a manzana madura en función del estado de madurez de la aceituna molturada. Otros descriptores que podemos encontrar en sus aceites son plátano, tomate y toques cítricos. En fase gustativa sus aceites en la entrada en boca son ligeramente dulces, un poco más amargos que dulces pero sin dejar de ser ligeros y nada astringentes. Suelen ser aceites en los que el atributo positivo picante es superior al amargor, pero sin llegar la intensidad del picante a una intensidad media.

La variedad Cornicabra es comercializada por las marcas Olibor de la S.C. San Benito Abad de la localidad de Castañar de Ibor, Oleoext de la empresa con el mismo nombre, y las marcas “Domus Finca La Trastada” y “Marqués de Torreblanca” de la empresa El Olivar de San José. Estos aceites poseen un frutado de aceituna maduro, con verde hoja principalmente, alcanzando ambos atributos una intensidad media. En fase olfativa evocan a hierbas del campo (una compleja combinación de jara, hinojo y otras flores del campo) y manzana madura. En boca son aceites “potentes”, con una entrada en boca en la que destaca su amargor y picor. Las intensidades de estos atributos son medias, aunque la del amargor suele ser superior al picor. Son ligeramente astringentes y, junto con las intensidades de amargor y picor, sería indicativo de un muy alto contenido en antioxidantes fenólicos.

Aunque los olivares de la variedad Picual no alcanzan las extensiones de las dos variedades anteriores, está presente en Jara desde hace más de 25 años. Su cultivo está muy enfocado hacia la comercialización de su AOVE envasado, no meramente a la producción de kilos de aceituna, y gracias a la labilidad de esta variedad para obtener aromas y las condiciones edafoclimáticas del geoparque, presentan características sensoriales interesantes. Su frutado de aceituna es de intensidad media-alta, con connotaciones verde-envero, pues su verdor (que puede ser hierba y hoja al mismo tiempo, pero en diferente predominancia), posee similares intensidades medias junto con descriptores de higuera, manzana (verde-en su punto de madurez), verduras (tomate, pimiento verde o alcachofa). En fase gustativa es un aceite equilibrado en amargor y picor; la predominancia de un atributo u otro vendría dado por la campaña, el estado de madurez y condiciones de elaboración, pero en general suelen ser aceites redondos con intensidades ligeras-medias. Tienen una ligera astringencia, aunque inferior a la de los aceites Cornicabra.

Estas tres marcas además se caracterizan por un muy alto contenido en ácido oleico, incluso superior al que puedan tener en otras zonas donde se cultivan las mismas variedades a menos altitud. Esta diferencia de altitud favorece una menor temperatura ambiental que provoca ese aumento de ácidos grasos monoinsaturados. Por tanto, se potencia la síntesis de el ácido graso “más saludable” en las aceitunas del Geoparque.

Los AOVE blends o coupage comercializados por la Coop. San Mateo, de la localidad de Logrosán, y la marca Valdelagar de la empresa del mismo nombre localidad en Valdelacasa del Tajo, poseen más diferencias que los aceites monovarietales, ya que sus características sensoriales van a venir influenciadas por los mismos factores que los anteriores más la variable del porcentaje de las variedades de aceituna que lo componen. Estos aceites son obtenidos a partir de las variedades anteriormente comentadas, además de pequeñas partidas de variedades locales como la Verdial de Badajoz, Judiega (también descrita en la zona desde el siglo XV), Morisca o las más recientemente introducidas en el territorio como la Arbequina. Esta combinación de atributos confiere a los aceites las complejidades propias de cada marca. Mientras el aceite de la Coop. de San Mateo es un frutado maduro que evoca a una manzana muy madura, con muy baja intensidad de amargor y picor, el AOVE de Valdelagar es un frutado de aceituna verde de intensidad media, verde hierba, con intensidad también media de varios descriptores (cítrico, tomate verde, manzana, cáscara de plátano…). El coupage de Valdelagar en fase gustativa es un aceite fresco, posee un ligero dulzor, amargor ligero y picante medio. Manteniendo en la boca un sabor a manzana persistente.

No cabe duda de la riqueza sensorial que ofrecen los aceites de oliva en la zona del Geoparque Villuercas Ibores Jara, muchas veces desconocida para el consumidor. El suelo y las condiciones climáticas singulares de la comarca permitirán al consumidor y los amantes de los aceites de oliva obtener sensaciones diferentes. Con todo ello, en los AOVEs producidos en la comarca Villuercas Ibores Jara el consumidor va a encontrar una amplia gama de productos con características sensoriales singulares.

Extremadura suma más de 10.000 nuevas hectáreas de olivar en los últimos cinco años

Posted on

Pese a los vaivenes de precios en origen en las últimas campañas, con una tendencia más bajista que la que permite observar el repunte actual, el cultivo del olivar ha seguido atrayendo a muchos agricultores y empresas agrarias de la región.

Los últimos datos de la Encuesta de Superficies y Rendimientos de Cultivos (ESYRE) del Ministerio de Agricultura así lo demuestran. Entre los años 2016 y 2019 se concentra la mayor parte del incremento de nuevas hectáreas de olivar en España en los últimos años, en torno a las 110.000. De esta cantidad, casi un 65% se ha plantado en Andalucía, seguida de Castilla- La Mancha con un 18,6% y de Extremadura en tercer lugar con un 11,6%. Entre las tres mayores productoras de aceite de oliva de España concentran el 95% de las nuevas hectáreas de olivar.

Pese a las nuevas plantaciones, tanto en intensivo como en superintensivo o seto, la encuesta del Ministerio recuerda que a nivel español la edad media del olivar productivo es de superior a los 50 años, lo que da idea de la importancia del olivar tradicional en miles de pueblos.

Actualmente se cultivan en España 2.543.827 hectáreas de olivar: un 93,1%, son de olivar de almazara, 76.120 hectáreas el 2,8% corresponden a olivar de mesa y el 4,2% -en torno a las 113.000  hectáreas- son de olivar de doble aptitud. Andalucía concentra el 60,5% de la superficie nacional, seguida de Castilla-La Mancha (15,9%) y Extremadura (10,5%). Entre el resto de comunidades, con Cataluña, Aragón y Cataluña principalmente,  suman el 13,1% de la superficie nacional de olivar.

Otro de los datos más destacados de esta nueva radiografía del sector del olivar español y que augura una creciente tendencia hacia el aumento de la producción es el protagonismo del regadío.

Actualmente el olivar es el cultivo con más hectáreas de regadío en España, unas 837.488, lo que supone el 30,6% de su superficie. El riego localizado supone el 94,6% del total. En la última década, el número de olivares con riego ha crecido a un ritmo del 17%. Extremadura es un buen ejemplo de ello, que explica en parte el aumento constante de la producción media en el último quinquenio, con la excepción de la última campaña 2020/2021.

Miguel García Serrano (MonteVerde Natura): “Trabajamos para obtener un AOVE único, armónico y equilibrado con nuestra variedad Arbequina”

Posted on

Entrevista con
Miguel García Serrano
Gerente de MonteVerde Natura

La empresa MonteVerde Natura S.L., de Don Benito (Badajoz), fue la ganadora como mejor AOVE de pequeña producción del 2021 de los premios Extrema Selección que convoca la Junta de Extremadura.

¿Cómo surgió el proyecto olivarero de Monteverde Natura?

Monteverde Natura es una empresa familiar que surge con la iniciativa de hacer realidad un proyecto en el que hemos estado trabajando durante años cuidando con esmero nuestros olivos, el proceso de recolección de la aceituna y la elaboración de nuestro AOVE hasta conseguir un aceite virgen extra de calidad suprema.

Trabajamos para obtener un aceite único, armónico y equilibrado. Cuidamos y controlamos cada detalle de nuestro producto desde el campo hasta nuestro consumidor. Actualmente disponemos de 20 hectáreas de olivar con una producción media de 240.000 Kg. en la campaña 2020.

¿Qué modelo de olivar es y qué tipo de variedades son las que cultiváis?

Nuestro olivar es superintensivo, con una detallada planificación en la fase previa al establecimiento de la plantación para poder favorecer su producción.Una vez realizada la plantación nuestro objetivo fue potenciar el crecimiento durante el período vegetativo que comprende los dos-tres primeros años de vida de la plantación: Evitando el desarrollo de malas hierbas. Con despuntes periódicos. Aplicando nutrientes y agua en las dosis y frecuencia adecuadas.

A la hora de seleccionar la variedad nos basamos en las condiciones climáticas y de suelo donde se iba a desarrollar la plantación así como en factores comerciales y de mercado. Elegimos la Arbequina, que dota a nuestro aceite de gran suavidad, es ligero, tiene olor frutado, un llamativo color verde y es de tacto agradable y delicado. En examen olfativo revela un frutado medio, limpio, persistente con evidentes matices herbáceos, en el gusto predominan las sensaciones dulces, aceituna y tomate maduro junto a la almendra y avellana, los niveles de amargo resultan bastante tenues y en conjunto presentan un óptimo equilibrio.

 ¿Para conseguir AOVEs de esta calidad es necesario realizar recolección temprana?

El AOVE de mayor calidad suele obtenerse con la recolección temprana. No hay una fecha exacta, dependerá de la variedad de aceituna y las condiciones climatológicas de la zona pero más o menos podríamos hablar de un período comprendido entre finales de octubre y principios de noviembre que es cuando hay más cantidad de aceituna verde y en envero  (habría alcanzado el punto óptimo de maduración) Imprescindible que la aceituna esté sana y recolectada siempre del olivo, nunca del suelo.

Monteverde Natura es un aceite de cosecha temprana y extracción en frío lo que le aporta unas características organolépticas excepcionales entre las que destacan: sabor más potente y frutado; aroma intenso; menos acidez; menor nivel de peróxidos; mayor concentración de antioxidantes naturales y alto contenido en vitamina E y polifenoles, por lo que es un aceite que ayuda a mejorar la salud cardiovascular resultando así muy beneficioso para la salud.

¿Qué supone el premio Extrema Selección 2021?

La medalla de Oro al mejor AOVE de pequeño productor en Extrema Selección 2021 ha sido para nosotros un reconocimiento al trabajo minucioso realizado en los últimos años y a la profesionalidad con la que se han realizado todos los procesos comprendidos desde el trabajo en el campo hasta la elaboración de nuestro AOVE. A raíz de este premio hemos recibido numerosas llamadas de nuevos clientes que quieren incorporar nuestro aceite en sus establecimientos.

¿Cómo tenéis enfocada la venta de vuestro AOVE? 

La venta de nuestro aceite está enfocada a restaurantes, cafeterías, pastelerías, tiendas gourmet y de alimentación, y a través de nuestra web. Fuera de Extremadura tenemos puntos de venta en Madrid, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Huesca y Galicia. Siempre mirando al futuro con ilusión buscando llegar a nuevos destinos de venta.

Anselmo Rodilla (Monjías del Olivar): “El secreto de nuestro AOVE es recolectar la aceituna como si fuera para verdeo, como una fruta”

Posted on

Entrevista con
Anselmo Rodilla
Propietario de Monjías del Olivar

Los premios a los mejores AOVEs que organiza la Diputación de Badajoz cada campaña desde hace cuatro permiten descubrir también a pequeños productores que aunque no disponen de almazara propia están realizando un excelente trabajo en campo en el cuidado del olivar y con una esmerada recolección temprana. La campaña pasada fue el caso de Monjías del Olivar, con una finca de olivar situada en el extremo de Tierra de Barros, en el kilómetro 24 de la carretera de Badajoz a Corte de Peleas.

Su aceite monovarietal de Picual, que ha sido elaborado por la almazara Molero Maza en Lobón fue el ganador de la cata concurso en la categoría de producción limitada. La almazara Molero Maza también logró con su AOVE MM Gourmet el premio al mejor de categoría convencional así como al de ecológico con MM Ecológico.

El responsable de Monjías del Olivar es Anselmo Rodilla, quien asegura que gran parte del secreto para haber conseguido el premio al mejor AOVE de producción limitada está en la recolección de la aceituna. “En esta ocasión realizamos la recolección entre el 15 y el 30 de octubre. De hecho fuimos los primeros en entregar este año en la almazara de Molero Maza. El truco para conseguir un excelente AOVE está en tratar la aceituna como si fuera una fruta, para no dañarla ni molestarla. Hicimos la recolección a mano, como si se tratara de aceituna para verdeo. Si puedes conseguir un buen zumo de melocotón tendrás que coger el fruto del árbol y no del suelo ya dañado. Pues con la aceituna pasa lo mismo”.

La empresa propietaria también cuenta con olivares para verdeo y también con viñedo de las variedades Macabeo, Tempranillo y Cabernet. 

El olivar del que provienen las aceitunas es de la variedad Picual, en intensivo, con un marco de 7 por 6 metros, en los que solo se apoyó con riego al principio de la plantación. “Ya está en secano-asegura Anselmo Rodilla. Este año la producción, como en otras muchas zonas, ha sido menor. Es el tercer año en producción con el que elaboramos aceites. Ya en el 2018 el AOVE que conseguimos fue excelente. La variedad Picual se ha adaptado muy bien a Extremadura y ha demostrado ser muy productiva y estable”. En cata es un AOVE de frutado verde, intenso en nariz, donde predominan notas herbáceas con aromas a tomatera, hojas de olivo y hierbas del campo.

Para saber el punto óptimo de maduración realizaron un análisis en el CTAEX y vieron que a mediados de octubre ya estaba lista para su molturación. “Al final se dice siempre que se sacrifica rendimiento en la recolección temprana pero en el fondo la cantidad de aceite es la misma, solo que con más calidad”.

En cuanto a la comercialización del aceite, Anselmo Rodilla asegura que el premio es importante y les ayudará en la labor. Actualmente envasan en formato de 250 ml –para la compra de 2.000 euros en cada categoría que realiza la Diputación de Badajoz a los AOVEs premiados- así como en 500 ml en cristal oscuro y en PET en dos y cinco litros. Venden también en una tienda en Badajoz y está funcionando bien en regalos de empresa. “Quien prueba el AOVE le encanta y ve que es diferente”, asegura.

Jesús María Rubio (Soc. Coop. San Mauro de Almendral): “Estamos haciendo un esfuerzo para aumentar las ventas del envasado, esperando superar las 100 toneladas en esta campaña”

Posted on

Entrevista con
Jesús María Rubio
Soc. Coop. San Mauro de Almendral

La Cooperativa San Mauro ubicada en Almendral, pero con socios de otras localidades cercanas, se está convirtiendo en un referente de calidad en AOVE envasado tanto en convencional como en ecológico.

¿Cuál ha sido la trayectoria de la Cooperativa San Mauro?

La Cooperativa se fundó en el año 1947 por agricultores del municipio de Almendral. Con el paso del tiempo y la necesidad de su modernización y la instalación de nueva maquinaria, estos socios se vieron obligados a buscar nuevos socios que quisieran invertir su capital, en los pueblos más cercanos. Fueron muchos los agricultores de Torre de Miguel Sesmero cansados de los abusos en los precios que estaban sufriendo del molino privado de la localidad, los que decidieron hacerse socios de esta Cooperativa, que junto con agricultores de Nogales, hicieron posible dicha modernización y ampliación de las instalaciones.

Actualmente cuenta con unos 300 socios, mayoritariamente de Almendral y Torre de Miguel Sesmero. En los últimos años se han unido agricultores de los pueblos de Valverde de Leganés y La Albuera.

En estas últimas campañas (a excepción de esta última) estamos teniendo récord de producciones, molturando más de 2 millones de kilos de aceituna, de la variedad Morisca, aunque la Picual va aumentando cada año, debido a las nuevas plantaciones intensivas que se están poniendo en producción. Se prevé que esta producción siga en aumento en los próximos años, pudiendo superar los 3 millones de kilos. Esto se traduce en una producción de aceite de más de 400 toneladas, en su mayoría AOVE.

Hay que destacar, que contamos con una línea de producción de aceite ecológica, con una producción de casi 100 toneladas.

¿Ha aumentado en los últimos años el envasado de vuestros AOVES? ¿Se nota una mayor demanda en el mercado?

Debido a la crisis en los precios que llevamos soportando en las últimas tres campañas, esta Cooperativa se ha propuesto aumentar la venta de aceite envasada, de nuestra marca FINIBUS, tanto convencional como ecológica. Se vienen vendiendo sobre 70 toneladas, embotellada en formatos de 5L, 1L, 0,5L y 0,25L, estas dos últimas en formato de cristal. Este año acabamos de sacar al mercado los formatos de 0,5L en cristal y de 3L en PET de aceite ecológica y además hemos introducido en nuestra oferta nuevos formatos en convencional, como el de 0,5L en PET orientado a la hostelería y de 3L en PET.

Estamos haciendo un esfuerzo para aumentar las ventas del envasado, esperando superar las 100 toneladas en esta campaña, abriendo nuevos mercados y llegando a nuevos municipios de la provincia. Hemos notado también un aumento importante de la venta por internet, recibiendo pedidos de toda la península, favorecido por la situación por la que pasamos con el Covid.

¿Qué tipo de comercialización realiza la cooperativa en una campaña normal con sus aceites?

Hasta ahora, en los últimos años, la venta del granel ha sido a las grandes comercializadoras españolas, aunque también algunos pequeños también se han interesado por nuestro aceite para sus producciones de envasado, dado la gran calidad que tenemos.

¿Es difícil pedirle calidad al productor en la recolección cuando no se ve del todo recompensado en precios?

Con el aumento de ventas del envasado pretendemos rentabilizar las explotaciones de los socios, sobre todo las de olivar tradicional, tan difícil de mantener en los últimos años, ya que  este es el que más valor añadido le da a nuestro aceite. Aunque sabemos que para  el agricultor es complicado mantener este olivar tradicional debido a los costes que conlleva y a los bajos precios de la aceituna en estas últimas campañas, seguimos manteniendo nuestras normas de campaña para obtener un aceite de calidad, Virgen Extra. Cada vez el cliente tiene más conocimiento sobre los tipos de aceite, y hay más personas que se interesan por consumir aceite de calidad.